Una Escuela de Democracia


Rivero, Bofil y Peña. Foto; corstesía del autor

 

Por Oscar Peña
oscarpena.cuba@att.net

Acabo de estar un rato compartiendo con mi amigo Ricardo Bofill y entre los dos rindiendo tiempo de recordación, respeto y admiración al luchador pro democracia, abogado, analista político y periodista Adolfo Rivero Caro que se nos acaba de ir.

Bofill siempre decía que el Comite Cubano Pro Derechos Humanos era como una escuela de democracia donde dos de sus principales rectores tienes criterios y tendencias distintas pero se quieren y respetan como dos hermanos bien llevados. Hoy domingo me expresaba con mucho dolor que hace mucho tiempo los intercambios de nosotros dos las mañanas de domingo en su casa eran una fuente de inspiración que va a extrañar mucho. Yo también. OP

Acabo de estar un rato compartiendo con mi amigo Ricardo Bofill y entre los dos rindiendo tiempo de recordación, respeto y admiración al luchador pro democracia, abogado, analista político y periodista Adolfo Rivero Caro que se nos acaba de ir.

Bofill siempre decía que el Comite Cubano Pro Derechos Humanos era como una escuela de democracia donde dos de sus principales rectores tienes criterios y tendencias distintas pero se quieren y respetan como dos hermanos bien llevados. Hoy domingo me expresaba con mucho dolor que hace mucho tiempo los intercambios de nosotros dos las mañanas de domingo en su casa eran una fuente de inspiración que va a extrañar mucho. Yo también.

OP

Anuncios

Un pensamiento en “Una Escuela de Democracia

  1. Pingback: »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s