Cuba en la lista de Estados terroristas


Hoy se habla mucho del terrorismo. Existen muchas definiciones de “terrorismo”, pero una de sus definiciones es una forma violenta de lucha política mediante la cual se persigue la destrucción del orden establecido o la creación de un clima de terror, temor e inseguridad. Tampoco encontraremos una definición exacta porque existen y han existido muchos tipos de terrorismo a través de la historia. El terrorismo es una de las formas de violencia más antiguas, no es una ideología ni una guerra regular, porque el combate entre ejércitos implica una cierta organización y una logística compleja que el hombre primitivo no tenía. El Departamento de Estado tiene una, el Título 22 del Código de Estados Unidos, Sección 2656 dice: “Violencia premeditada, políticamente motivada, perpetrada contra objetivos no combatientes por grupos subnacionales o agentes clandestinos, generalmente con la intención de influir a un público”. El Departamento de Defensa tiene otra, igual que el F.B.I. Pero todas tienen un común denominador: Coaccionar a sociedades o gobiernos por medio del terror. Se considerara terrorista al grupo que coaccione y haga amenazas, maltrate, abuse, se imponga, diversas formas de violencia física, moral y presión social, contra las personas. Este método lo ha venido utilizando sistemáticamente el gobierno de Cuba por muchos años y se le ha llamado “actos de repudio”. En mi opinión, son actos terroristas. Este fue el caso reciente, cuando una turba de defensores del régimen cubano, insultaron y golpearon a disidentes del régimen en el Parque Porras en Panamá, a la entrada del salón del foro de la sociedad civil, en el marco de la V11 Cumbre de las Américas.
El Departamento de Estado envio su recomendacion a la Casa Blanca para que Cuba fuera eliminada de la lista de paises que patrocinan el terrorismo e indico que el gobierno cubano no ha proveido de ayuda a grupos terroristas en ao menos seis meses. Muchos afirman que si estas negociaciones son de buena fe, los Estados Unidos deben quitar a Cuba de la lista, ya que parece una contradicción. Otros piensan que se trata de intereses y negociaciones entre los dos países. Yo particularmente pienso que mientras el gobierno cubano no cambie su sistema dictatorial de gobierno, es y seguirá siendo enemigo y un peligro para los Estados Unidos. Se que todas estas decisiones están aprobadas de antemano por el establishment, un grupo dominante que ostenta el poder o la autoridad en este país.
Según el más reciente reporte del Departamento de Estado de 2013, Cuba ha permanecido en la lista de Estados terroristas desde 1982 porque ha proporcionado “refugio” a separatistas vascos, rebeldes colombianos y por apoyar a los insurgentes izquierdistas de América Latina. También dice el reporte que el gobierno cubano sigue albergando a un número no especificado de fugitivos buscados en Estados Unidos, como Joanne D. Chesimard, que está en la lista de los terroristas más buscados del F.B.I., por haber matado a un policía de Nueva Jersey en 1973. Ella escapó de la cárcel en 1979 y recibió asilo en la isla. El F.B.I. asegura que Chesimard, que ahora usa el nombre de Assata Shakur, adoptó la revolución y el terrorismo contra Estados Unidos.
Cuba ha participado en el tráfico de armas varias veces. Recuerdo que funcionarios panameños descubrieron escondidos bajo 10.000 toneladas de azúcar, 240 toneladas métricas de armas pesadas, un sistema de control de radar diseñado para el lanzamiento de misiles, dos aviones MiG-21 en condiciones operacionales, 15 motores de avión, 12 motores regulares y decenas de cajas de municiones. Cuba ha estado vinculada directamente con actos de terror internacional, incluyendo el derribo de la avioneta de los Hermanos al Rescate en la cual tres ciudadanos y un residente permanente de los Estados Unidos fueron asesinados por el régimen. También las conexiones con organizaciones internacionales como terroristas y Estados Patrocinadores del Terrorismo como Irán y Corea del Norte. Todo esto y más traen implicaciones para nuestra seguridad nacional y para el hemisferio occidental.
Algunas personas como la representante Ileana Ros-Lehtinen, republican, juro bloquear el acercamiento porque dijo que Cuba “representa un peligro claro y presente para Estados Unidos”. Y dijo que “El régimen de Castro”socava nuestra seguridad nacional a cada momento y refuerza la inestabilidad en la región exportando sus fuerzas armadas y su aparato de espionaje por toda la región.” Sin embargo, le dijo al Comité de Política Exterior que legalmente el Congreso no puede evitar que la Casa Blanca saque a Cuba de la lista. Pero, no todo está perdido, creo que el tiempo dirá si otro presidente deberá poner a Cuba en dicha lista.

Elsa I. Pardo
Miami

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s